PROHIBIDO PROHIBIR

El futuro del señor López

 El futuro del señor López

Foto Copyright: lfmopinión.com

Oráculo mexicano.

La historia del hombre es su pasado y su fascinación por el futuro.

En el Oráculo de Delfos junto al monte Parnaso, los griegos consultaban al dios Apolo. El hijo de Zeus era el dios del Sol, la lógica y la razón, también era músico y curandero.

El ritual de consulta era al través de la anciana sacerdotisa Pitia quién elaboraba, las más de las veces, ininteligibles expresiones que el Profeta interpretaba.

Según se sabe, la ceremonia se iniciaba con la presentación de una ofrenda de miel y el sacrificio de una cabra rociada de agua, cuya temblorina era señal de consentimiento para iniciar la sesión con la aquiescencia del dios Apolo.

Los augurios eran de buen éxito en batallas, en la lucha por el poder, por nuevas conquistas, acciones fortuitas de alianzas y otros temas de amor, salud y fortuna. En cambio, sobre epidemias, tormentas y otros múltiples peligros, era enfrentar con sapiencia y paciencia, con estrategia y técnica para ser superados.

El misterio y lo sobrenatural están siempre presentes en las agoreras, las brujas y la dualidad entre el bien y el mal.

Por ejemplo, en Macbeth y en Hamlet hay evocación de la obtención del Gran Poder y su irremediable perdida ante la fuerza del destino.

Huxley en “Un mundo feliz”, se refiere al futuro de la sociedad donde todos serían felices según su ubicación en la clasificación genética y social; gracias también al soma.

Desde los alfa hasta los más modestos en la escala, la armonía reinará en esta perfecta organización distópica hasta que el salvaje interviene y cuestiona la disfuncionalidad encubierta y manipulación psicológica del status quo.

La ira en los procesos revolucionarios o reformistas en la abolición de las diferencias, conlleva también manifestaciones de separación, de polarización y repulsión como lo describe Julia Kristeva. Son los ‘poderes de la perversidad’, entre los afectados que saben de sus pérdidas o las intuyen (Céline).

Como modernos oráculos, evocando a las brujas, funcionan sistemas de propaganda y mercadotecnia informativa disruptiva que enfrentan el cambio presente con toda la fuerza de la estructura capitalista de acumulación y reproducción ampliada de intereses y concentración del ingreso y la riqueza.

Los caminos del señor López, como lo llaman en forma supuestamente peyorativa sus detractores iracundos, son acotados y predecibles, perfectamente transparentes, de acuerdo al destino, a la rueda del molino, cuyas aspas giran más allá de explicaciones pseudocientíficas, vulgares que confirman el dogma, la fe ciega y el desprecio.

La animadversión es atizada por las decisiones que pudieran afectar a los beneficiarios tradicionales del modelo y el choque de trenes se antoja inminente en la tormenta por venir frente a los solidarios que aplaudirán siempre la 4T. Los que nunca recibieron nada y ahora despertaron para horror de las élites y su grotesca campaña de insultos y denostaciones.

Hablará el oráculo moderno con la intervención de los capitales privados nacionales y extranjeros, los intereses de Mr Truuump y su reelección, las nuevas inversiones y el crecimiento. Las calificadoras de riesgos y los organismos financieros internacionales. El nuevo tratado trilateral detenido en la Cámara de Representantes y adicionado en el Senado mexicano. La banca y el banco central. Los medios tradicionales de información y los periodistas que cultivan venganzas con revanchas. Los pleitos internos de Morena.

El año que viene se hará una histórica consulta popular, sobre su permanencia o no en la primera magistratura del país. La polarización se ampliará aún más.

Según los resultados esperados, se podría transitar sin excesiva pena ni suficiente gloria por los cinco años restantes del sexenio; con críticas exacerbadas y énfasis en lo nacional, capoteando los dictados del imperio y haciendo como que los programas sociales y la Guardia Nacional son, en efecto, la respuesta adecuada frente a los grandísimos retos, la falta de recursos y la putrefacción de las administraciones anteriores, con 50% de la población en niveles de pobreza y enorme deuda social y publica acumulada.

En cambio, las brujas en el oráculo han definido ya el camino de la gloria y la inmortalidad si y sólo si, el régimen actual, con el señor López al frente, logra reducir la violencia y la inseguridad en el país, desde Baja California hasta Quintana Roo. Entonces, don Andrés habrá completado el ciclo de la victoria y su futuro y el del país estarán asegurados, cuando menos hasta la siguiente crisis.

En los libros de texto se escribiría su nombre como uno de los grandes presidentes desde siempre. Junto a Lazaron Cárdenas en la modernidad reciente, rescatará Pemex y se podría mejorar el sistema educativo: laico, gratuito, de alta calidad y apropiado para el nuevo siglo, tan bueno como en los demás países de la OCDE, y no en el vergonzoso penúltimo lugar actual de entre 36 naciones de la muestra.

La prioridad debiera ser entonces, luchar con intensidad contra la inseguridad y la violencia con todos los medios posibles, salvo la intervención estadounidense disfrazada de caballos de Troya. De ello depende la justificación histórica y eventual salvación de este régimen o su caída en el descrédito por desencanto generalizado, ya que por más que la corrupción se reduzca nunca será verdaderamente suficiente.

Mientras, los agoreros del desastre siguen en la consulta de la ouija y el tarot. Baste recordar cómo es público, que la señora Marta hacia, como Madero, sesiones espiritistas en Los Pinos y sus decisiones de cogobierno se fundaban en las señales recibidas desde el más allá.

El año que entra será especialmente complicado para la 4T. Los apoyos tienden a diluirse y los corifeos periodistas y medios adversarios y enemigos afilan armas y aceitan modernos obuses descalificadores desde las mañaneras para adelante. Ya sabemos de las afrentas tatuadas, nada les gusta: ni el fondo ni la forma.

El último camino futuro, la bifurcación alternativa que ningún bien nacido quisiera. el que se antoja una ruindad, pero aparece en la agenda, es que termine no reconocido en Palenque, sino como mártir en este país que nunca se sacia de sangre, como Madero en febrero de 1913, como Luis Donaldo en Tijuana en tiempos de Salinas o las malas vibras alcancen para enfermarlo por su incansable ritmo de trabajo.

El oráculo mexicano se mueve según el viento de norte a sur, y el sacrificio nunca parece suficiente.

Las buenas conciencias, los privilegios y los privilegiados, en vela esperan para morder otra vez la mayor parte del pastel social al través de los negocios privados con recursos públicos.

Bien se sabe que las buenas intenciones nunca han sido suficientes, les irrita el cambio y de justicia social no quieren saber, ni hablar, ni oír, ni preguntar.




#LFMOpinion
#ProhibidoProhibir
#Oraculo
#4T
#Futuro
#Mexico



Arturo Martinez Caceres

Arturo Martinez Caceres

Sigueme en: